WOW0821240209BLCLJLLLML

Betacaroteno

Introducción

El betacaroteno es un miembro de la familia de los carotenoides, que están altamente pigmentados (rojo, naranja, amarillo), compuestos grasos solubles presentes naturalmente en muchas frutas, granos, aceites y vegetales.

Entre los carotenoides naturales que se pueden convertir en vitamina A en el cuerpo humano, los llamados 'carotenoides de provitamina A', el betacaroteno es el más abundante y más eficiente que se encuentra en los alimentos.

Funciones de salud

  • Una ingesta suficiente de betacaroteno es importante ya que funciona como una fuente segura de vitamina A, ayudando al cuerpo a alcanzar los niveles de vitamina A que son esenciales para el crecimiento y desarrollo normal, buena visión y salud ocular, un sistema inmunológico fuerte y piel saludable.
  • un antioxidante, que contribuye a proteger el cuerpo contra los efectos dañinos de los radicales libres, que potencialmente pueden aumentar el riesgo de desarrollar ciertas enfermedades, incluidas las enfermedades cardiovasculares y el cáncer.

Reducción del riesgo de enfermedad

Cáncer de pulmón

Los estudios indican que una mayor ingesta de verduras y frutas ricas en betacaroteno puede disminuir el riesgo de cáncer de pulmón. No está claro si estos efectos pueden atribuirse al betacaroteno solo, ya que el papel de otros carotenoides o vitaminas de las verduras y frutas y los patrones asociados con la dieta o el estilo de vida no se han explorado adecuadamente en los estudios (ver también Principios - La ciencia contradictoria de micronutrientes).

Enfermedad del corazón

Varios estudios han asociado niveles elevados de beta caroteno en la dieta y otros carotenoides con un menor riesgo de desarrollar enfermedades que afectan el corazón o los vasos sanguíneos (por ejemplo, ataque cardíaco y aterosclerosis).

salud de la piel

Existe evidencia de que el betacaroteno, solo y en combinación con otros carotenoides o vitaminas antioxidantes, puede proteger la piel del daño solar. La suplementación oral de betacaroteno se ha utilizado con éxito como protección solar en combinación con filtros solares para prevenir las quemaduras solares.

Trastornos oculares relacionados con la edad.

Los resultados de los estudios de población sugieren que las dietas ricas en betacaroteno y otros carotenoides pueden ayudar a retardar el desarrollo de la degeneración macular relacionada con la edad (deterioro de la mácula, la parte de la retina que es responsable de la visión central) y cataratas (opacidad). en la lente del ojo) causando pérdida de visión si no se trata.

función inmune

En varios estudios, se encontró que la suplementación con betacaroteno y otros carotenoides potenciaba ciertas respuestas inmunitarias que podrían prevenir infecciones.

Otras aplicaciones

Ten en cuenta que

Cualquier tratamiento dietético o farmacológico con micronutrientes en dosis altas requiere supervisión médica.

Trastorno ocular relacionado con la edad.

Un ensayo clínico encontró que las personas con degeneración macular relacionada con la edad (deterioro de la parte de la retina que es responsable de la visión central) podrían disminuir su progresión tomando suplementos de betacaroteno, vitamina C, vitamina E, zinc y cobre. Se necesitan estudios adicionales para confirmar este efecto beneficioso.

Sensibilidad al sol

Los estudios sugieren que las dosis altas de betacaroteno pueden disminuir la sensibilidad al sol. Las personas con 1 'protoporfiria eritropoyética', una condición genética rara que causa una dolorosa sensibilidad al sol, a menudo se tratan con betacaroteno para reducir la sensibilidad al sol.

Recomendaciones de ingesta

Las autoridades sanitarias europeas y estadounidenses han decidido que la evidencia existente es insuficiente para establecer las recomendaciones de ingesta de betacaroteno.
Hasta ahora, la ingesta dietética de betacaroteno, que se puede convertir en vitamina A, se ha expresado como parte de las recomendaciones de ingesta de vitamina A.
Además de su 'función provitamina A', los datos continúan acumulándose, lo que respalda un papel para el beta-caroteno como micronutriente importante por derecho propio.
Sin embargo, el consumo de alimentos ricos en betacaroteno está siendo recomendado por organizaciones científicas y gubernamentales en Europa y los Estados Unidos; Las ingestas recomendadas van desde 2 a 6 mg de betacaroteno por día para adultos.

Situación de suministro

La cantidad promedio estimada de betacaroteno total que se consume actualmente en Europa y los Estados Unidos está por debajo de la ingesta recomendada.

Deficiencia

En las poblaciones que consumen cantidades bajas de vitamina A, que se encuentra principalmente en productos animales como el hígado, una ingesta suficiente de betacaroteno, como provotamina A carotenoide, es esencial para prevenir la deficiencia de vitamina A.
El consumo de betacaroteno por encima del promedio puede mejorar la salud (consulte Beneficios para la salud).

Fuentes

Las mejores fuentes de betacaroteno son los vegetales amarillos / naranjas (p. Ej., Zanahorias, camotes, calabazas y calabazas de invierno) y frutas (p. Ej., Albaricoques, melones, papayas, mangos, carambolas, nectarinas, melocotones) y vegetales de hoja verde oscura. (Por ejemplo, espinacas, brócoli, endibia, col rizada, achicoria, escarola, berros y hojas de remolacha).

La proporción de betacaroteno que el cuerpo puede absorber, transportar y utilizar una vez que se ha consumido ("biodisponibilidad") está influenciada por varios factores: el betacaroteno de los suplementos dietéticos se absorbe mejor que el betacaroteno de los alimentos El picado, la homogeneización mecánica y la cocción aumentan la biodisponibilidad del betacaroteno y la presencia de grasa en el tracto digestivo es necesaria para la absorción del betacaroteno.

Seguridad

Las dosis altas de betacaroteno (hasta 180 mg / día) utilizadas para el tratamiento de trastornos de la piel no han mostrado efectos adversos ni tóxicos.
La ingesta excesiva de betacaroteno puede causar un tinte amarillento de la piel, principalmente en las palmas de las manos y las plantas de los pies. El color amarillo desaparece cuando el consumo de carotenoides se reduce o se detiene.
El betacaroteno se considera una fuente segura de vitamina A: mientras que la ingestión de altas cantidades de vitamina A preformada (retinol) durante meses o años puede ser tóxica (ver Vitamina A / Seguridad), el cuerpo convertirá solo la misma cantidad de vitamina A de Beta-caroteno, ya que necesita sin riesgo de intoxicación.

Riesgo de cáncer de pulmón

Dos estudios clínicos indicaron que la suplementación a largo plazo con betacaroteno en dosis altas (20 mg / día y más = 5 to10 multiplicado por la dosis recomendada durante varios años) en fumadores intensivos y ex trabajadores del asbesto aumentó el riesgo de cáncer de pulmón y muerte. Las razones de estos hallazgos aún no están claras. Otros estudios
No confirmó estas observaciones; por lo tanto, es difícil interpretar los resultados para estos grupos de alto riesgo.
Sin embargo, no se recomienda el uso de betacaroteno en dosis de 20 mg / día o más en los fumadores actuales.

Nivel de ingesta superior tolerable

Las autoridades sanitarias europeas y estadounidenses han decidido que no hay datos científicos suficientes de los ensayos de intervención humana para establecer una cifra precisa para un nivel de ingesta superior tolerable de betacaroteno.

Interacciones con la drogas

Ten en cuenta que

Debido a la posibilidad de interacciones, los suplementos dietéticos no deben tomarse con medicamentos sin antes consultar con un proveedor de atención médica con experiencia.

¡Agregado al carrito!